enero 8, 2021

Junto a la Municipalidad de Puente Alto, Carabineros y la Junta de Vecinos de Hacienda El Peñón, los expertos recorrieron los bosques que colindan con la zona urbana para determinar riesgos y así evitar que en eventuales siniestros el fuego llegue a las casas y cuidar también de la flora y fauna.

Los cerros que rodean el Camino a San José de Maipo, en Puente Alto, son abundantes en especies nativas que son únicas en el mundo e ideales para mantener el equilibrio del ecosistema, pero están inmersos en una preocupante realidad: debido a las prolongadas mega sequías y las altas temperaturas que afectan a la región Metropolitana, muchos de los árboles y plantas que los habitan se están secando.

Un ejemplo de esto es la gran cantidad de pastizales totalmente secos que cubren los pies de estos cerros que colindan con diversos condominios, lo que se transforma en un eminente peligro de incendios forestales en zonas de interfaz (donde se encuentra el bosque con las viviendas) debido a que son un gran combustible.

Es por eso que este viernes 8 de enero, la Brigada Central de CMPC –un grupo de expertos en incendios forestales que la empresa puso a disposición de la región Metropolitana para el combate y prevención del fuego- se reunió con representantes del departamento de Emergencia de la Municipalidad de Puente Alto, de Carabineros de la Comisaría de Las Vizcachas, y la directiva de la Junta de Vecinos de la Hacienda El Peñón. 

Así, en dicho condominio la Brigada Central pudo conocer las inquietudes de los vecinos, inspeccionar la zona para determinar factores de riesgo, proponer soluciones en términos de prevención y fijar actividades educativas con la comunidad que se realizarán a lo largo de la temporada de verano en la comuna.

Según el encargado del departamento de Emergencia de la Municipalidad de Puente Alto, Luis Ramírez, “para nosotros como Municipalidad, es extremadamente importante poder ser partícipes de estas actividades que involucran a la comunidad en general, tanto a los vecinos, a la empresa privada y a nosotros como municipio, ya que nos permite hacer un trabajo coordinado entre todos que busca mejorar la calidad de vida de las personas, evitando el inicio o propagación de incendios forestales. Estas instancias nos sirven como aprendizaje. Completamente agradecido de CMPC y de los brigadistas”.

Por su parte, el jefe de la Brigada Central, Alfonso Quevedo, aseguró que “aquí hay un trabajo sumamente importante que se debe hacer, y es el educativo. No basta con que en Chile hayan millones de brigadistas si es que cada una de las personas no toma conciencia de que hay que tener una conducta responsable para evitar los incendios, ya que el fuego no discrimina y afecta tanto al bosque que tan importante es para el ecosistema, como a las personas”.

En Chile, las condiciones climáticas no generan incendios forestales. El 99,7% del fuego es iniciado por la acción humana, ya sea por negligencia o voluntad. Es por eso que la Brigada Central está llevando a cabo –desde noviembre del año pasado a marzo de 2021- labores educativas con la ciudadanía, con el fin de que las personas tomen conciencia de que deben tener una conducta responsable y aprendan a evitar los incendios, y está realizando faenas preventivas como la realización de cortafuegos en distintos bosques de cerros y parques de la región Metropolitana.

Además el grupo de expertos está a disposición de la Corporación Nacional Forestal para combatir los incendios que se le indique dentro de la capital.