octubre 14, 2020

La madera vuelve a ser protagonista en Los Ángeles, región del Biobío. Y es que ahora la ciudad cuenta con una nueva señalética con su nombre hecha 100% en CLT (Cross Laminated Timber, es decir madera contralaminada de Pino Radiata), cuya instalación partió el miércoles 14 con la primera letra en arribar: la S.

El año pasado ya se había inaugurado en Los Ángeles el edificio más grande de Latinoamérica construido en madera, el que alberga las oficinas corporativas de CMPC, el cual posee Certificación FSC de Proyecto de Cadena de Custodia, bajo el control del proceso de la casa certificadora NEPCon (actualmente Preferred by Nature).

En esta nueva ocasión, para desarrollar el proyecto que busca darle identidad sustentable a la ciudad y una nueva imagen de bienvenida para quienes accedan a ella a través de la entrada norte, por el peaje Rarinco, se unieron la Municipalidad y las empresas CMPC y Corte Lima.

CMPC donó cerca de 100 metros cúbicos de madera de pino radiata, volumen con el que Corte Lima trabajó maderas contralaminadas para la confección de las letras, siendo este el segundo proyecto de CMPC que cuenta con Certificación FSC de Proyecto de Cadena de Custodia en Chile y unos de los pocos a nivel Latinoamericano.  El material utilizado es termotratado, lo que le da estabilidad dimensional y un color más oscuro. Adicionalmente, la madera está impregnada con un producto LOSP que aumenta su durabilidad, protegiéndola contra el ataque de hongos y termitas.

Como resultado, el nombre “Los Ángeles” medirá 27 metros de largo y 4 de alto, pesando cada letra cerca de 2 mil kilos.

El miércoles 14 de octubre la alcaldía dio inicio al proceso de montaje de la señalética en presencia de la directora (s) de la Secretaría Comunal de Planificación de la Municipalidad de Los Ángeles, María Olivia Cole; el arquitecto de Planificación de la Municipalidad, Manuel Panes Roco; y el jefe Territorio Norte Relaciones Comunitarias Bosques de CMPC Celulosa, Alfonso Muñoz.

Según Cole, “esta es una iniciativa que va a dar una mirada importante al acceso a la ciudad. Aparte de la cruz que ha sido un hito importantísimo, ahora vamos a agregar las letras a la entrada norte”.

Por su parte, el arquitecto señaló que “el interés de desarrollar este proyecto con CMPC en base a un sistema constructivo de madera contralaminada surge tanto de la necesidad que tenemos como comuna de poder identificarnos con este rol forestal, con el rol de transformación secundaria de la madera”.

En ese sentido, el representante de CMPC explicó que “la principal región de producción de madera es Biobío y acá estamos dando una identidad a Los Ángeles”, y que a través de una encuesta realizada en el Consejo Urbano se determinó que se necesitaba darle esa característica a la comuna, razón por la que surgió el proyecto.

Muñoz también contó que luego se seguirá “trabajando en el proyecto de paisajismo e iluminación”, todo en sintonía con el diseño de la señalética, que al ser elaborada con madera -un material noble y renovable, debidamente certificada bajo estándares de manejo forestal sustentable FSC® que es amigable con el medio ambiente.

La entrega final del proyecto a la ciudadanía está estimada para el mes de noviembre.